miércoles, 27 de julio de 2011

Experiencia personal con el iPad durante un semestre en la Escuela de Medicina

Después de pasar un semestre con el iPad en la Escuela de Medicina, estas son mis apreciaciones con respecto a su uso, utilidades y limitaciones:
  • Su facilidad de trasladarlo por su diseño y el poco espacio que ocupa, es una de sus principales ventajas. Ocupa menos espacio que un cuaderno y hasta 5 veces menos que un pesado libro de Medicina.
  • Su batería de 10 horas hace que pueda ser usado durante todo el día sin necesidad de cargarlo cada cierto tiempo.
  • Su rápida accesibilidad al momento de encenderlo. Basta con presionar el botón on/of para que funcione al 100%, sin esperar que cargue como ocurre con las laptops y computadores.
  • La capacidad de almacenar documentos, libros, anotaciones, fotos, audios, etc. Esto puede ser mayor o menor dependiendo la capacidad de almacenamiento de tu iPad. Yo tengo uno de 32G y con todos mis documentos y libros no he ocupado ni 4G.
  • La rapidez con la cual se puede acceder a Internet y aclarar cualquier duda durante una clase, durante la visita médica y principalmente durante una consulta.
  • Asimismo, la capacidad de utilizar redes WiFi como 3G.
  • Las diferentes aplicaciones médicas que se pueden descargar gratuitamente. Una de las que más he usado durante el semestre es el MedScape, que permite revisar condiciones en diferentes áreas de la medicina, diversos procedimientos y fármacos (posología, interacciones, indicaciones, contraindicaciones, efectos adversos, etc...). El conocimiento del idioma inglés es indispensable. 
  • Otras aplicaciones gratuitas e igual de recomendables y útiles son: MedCalc, iURO, GraysAnatomy, LittmanSoundBuilder, C3ECHO y C3ANGIO
  • Poder leer documentos en pdf, subrayarlos y hacer anotaciones genera un gran ahorro de papel y tinta, además cuida el medio ambiente.

Dentro de alguna de sus limitaciones:
  • Quizá una de sus mayores limitaciones es que no tiene un puesto USB en el mismo dispositivo, pero lo cual puede ser resuelto con el adaptador para USB. 
  • El costo de algunas aplicaciones indispensables como DocumentsToGo, para poder editar y crear documentos en Word, PowerPoint y Excel. Pero realmente vale la pena pagarlo.
El iPad me resultó extremadamente útil durante el semestre. Tanto así que ya varios de mis compañeros y profesores al ver sus ventajas y utilidades, han decidido comprarse uno.
Uno de ellos me dijo durante una interconsulta "Ya para que traes libros, en tu iPad está todo".
Y si están interesados en comprar uno, si bien el costo es elevado en Perú y otros países de Latinoamérica, se los recomiendo totalmente, es una gran inversión que les darán muchos beneficios.
Este post fue escrito, como ya se imaginarán, desde mi iPad.
Saludos
JJCustodio II

lunes, 25 de julio de 2011

Historia de hospital I

Tenía 32 años, aunque aparentaba ser mucho menor.  Un tatuaje en la pierna izquierda y otro en el brazo derecho.
Venía de Tarapoto, una ciudad de la Selva Peruana.
Ingresó a piso de Medicina Interna, en el cual yo estaba rotando, un lunes. El médico de turno nos encargó a mi compañera y a mi hacerle su historia.
A pesar de su estado de salud, se mostraba amigable y dispuesto a colaborar con la entrevista.
Estaba acompañado de su padre. Y junto a su cama una foto de su pequeña hija.
Nos comentó que fue referido de su natal Tarapoto a nuestro hospital, pues el tratamiento recibido para la diarrea crónica que padecía no daba ningún resultado. Refería que había perdido más de 30 kg aproximadamente en los últimos 3 meses. "He tenido que cambiar todo mi guardaropa" bromeaba. Pero en su mirada se notaba un profunda preocupación. 
Y aunque inicialmente lo negaba rotundamente, después de una larga charla terminó aceptando su conducta sexual de riesgo. Mi sospecha era cada vez más clara. 
Al examinarlo se encontraba aparentemente normal, a no ser por la palidez marcada.
Hasta que al examinar la cavidad oral, la presencia de candidiasis esofágica (muguet oral) confirmó lo que temía. Las pruebas para diagnóstico de VIH dieron positivo. Se inició el tratamiento.
Al día siguiente no lo vimos, pues ese día nos toco rotar en otro servicio. No fue hasta el día miércoles durante la visita médica, que presentó una ictericia marcada tanto en escleras como piel. Los estudios arrojaban un daño hepático, tal vez producto de su enfermedad. Nuevamente el jueves rotamos en un servicio diferente.  Y quizás por los exámenes y la demás carga académica nos apartamos algo del caso. 
No fue hasta nuestra clase del martes en la universidad , cuando le preguntamos a nuestro profesor sobre como estaba evolucionando el paciente. -"Muchachos,lamento decirles que su paciente falleció". 
Esa noticia nos cayó como un balde de agua fría. Nos comentó que el jueves por la noche presentó una insuficiencia respiratoria por lo que fue necesario de una máquina para que pueda respirar, y lamentablemente el sábado por la noche dejó de respirar.
Era increíble como tan solo hace uno días conversábamos con él, y ahora de repente... ya no estaba.
En esta carrera uno no debe contaminarse del dolor ajeno, solo seguir adelante y aprender de todas las experiencias.
 JJCustodio II

Congreso Nacional de Estudiantes de Medicina - Cusco - Perú